• Jun : 30 : 2016 - Saludo de Keiko Fujimori es un primer paso para “diálogo obligado” con PPK
  • Jun : 30 : 2016 - “Ha sido un error el haber desfujimorizado campaña”
  • Jun : 30 : 2016 - El Partido Nacionalista presentará candidatos
  • Jun : 28 : 2016 - “Es antidemocrático que partido de PPK busque presidir el Congreso”
  • Jun : 28 : 2016 - Defensa de Alberto Fujimori pediría nuevamente el indulto

Los adjetivos de Iván Thays de “indigesta y poco saludable” al referirse a la gastronomía peruana, le valieron tomates, ajos y cebollas de parte de muchos cocineros y comensales. Sin embargo, no debemos alardear de la abundancia de carbohidratos en nuestros platos; mucho menos cuando el informe de la Organización Mundial de la Salud – OMS, alerta a las sociedades y economías de las consecuencias devastadoras de enfermedades no transmisibles, esta entidad señala que al año 2030 seremos 370 millones de personas con diabetes en el mundo.

En el Perú, el Ministerio de Salud (2010) señala que 700 mil peruanos padecen esta enfermedad. La diabetes es una de las enfermedades crónicas no transmisibles, que ha avanzado notablemente en nuestra población joven, debido a factores de inactividad física, abuso de alcohol, hábitos alimenticios poco o nada saludables, sobrepeso y obesidad. El deterioro agudo y crónico del organismo se manifiesta en diferentes niveles del organismo, por ejemplo: ceguera, daño renal, amputaciones; lo que repercute directamente en la calidad de vida de las personas.

La psicología de la salud, permite el diseño de programas para una adherencia al tratamiento y el cambio en los estilos de vida y comportamientos de las personas. El abordaje psicológico de la persona con diabetes, incluye estrategias para el control glucémico (dieta, ejercicios y administración de medicamentos), educación y psicoterapia para el autocuidado, adherencia al tratamiento y manejo del estrés. Entre las técnicas cognitivas que han demostrado efectividad, se mencionan: la imaginación de situaciones saludables, autoverbalización positiva para manejar creencias y pensamientos de negación, catastróficos, eliminación de mitos sobre los medicamentos, relajación y manejo de emociones (irritabilidad, ansiedad y depresión) que repercuten incluso en la vida familiar del enfermo.

Es fundamental la prevención, educar a la población acerca de las consecuencias de la diabetes y modos de prevenirla. En nuestro país se vienen promocionando hábitos de alimentación saludable, para prevenir enfermedades crónicas no transmisibles entre pobladores de bajos recursos. Estas experiencias permitirán implementar intervenciones orientadas a incrementar el consumo de frutas y verduras, y reducir el uso de sal y grasas saturadas. Las medidas sugeridas por la OMS para reducir el riesgo entre los jóvenes incluyen: limitar el acceso al alcohol, resaltar publicidad referida a consecuencias del alcohol (similar al caso del cigarrillo), restringir especialmente para los niños el marketing de comidas y bebidas altas en sal, grasas y azúcar; subsidiar comidas saludables; promocionar en la escuela ambientes de nutrición saludables y programas de actividad física entre otras medidas de bajo costo.

El 14 de noviembre tiene el ánimo de sensibilizar y concientizar a la población acerca de las implicancias de la diabetes en la vida de las personas. Sólo el control y la prevención permitirán revertir el espacio ganado por esta peligrosa enfermedad, y ello requiere de la participación de toda la comunidad y de un accionar multisectorial.

M. Karla Guerrero Leiva – kguerreroleiva@gmail.com

Publicado el 13 - Nov - 2012

Categoria: Psicología al día